Browsing articles from "marzo, 2019"

Como alimentarnos de una forma inteligente

A veces no se sabe el origen de la enfermedad pero lo que sí está claro es que la comida es la madre de una buena salud por tanto la comida es nuestra mejor medicina y hay además que comer para alimentarse, no para subsistir como decía Hipócrates “Que la comida sea tu medicina y la medicina sea tu comida”. Es hoy en día paradójico que la sociedad con mayores recursos alimenticios es muchas veces la más desnutrida debido sobre todo a sus malos hábitos y al exceso de productos animales en detrimento de los vegetales contenedores de fitoelementos.

Para poderlo entender tenemos que partir de los conceptos básicos y su función alimentaria, hay fitoelementos primarios que son los hidratos de carbono, las grasas, las proteínas, las vitaminas, los oligoelementos y los minerales pero también existen los fitoelementos secundarios, que es donde los vamos a centrar hoy.

Éstos son cerca de 30.000 sustancias diferentes que no sirven directamente para el crecimiento de la planta sino como protección frente a productos dañinos como rayos UVA, tóxicos ambientales, etc. Pero que en en el hombre tiene una serie de funciones especialmente la de protección y antioxidación.

Si nuestros antepasados comían 4 g diarios de estas sustancias; nosotros no llegamos ni a 1 g diario. Éstas sustancias antioxidantes funcionan mucho mejor si ya están en el cuerpo antes de que aparezca la sustancias tóxicas y por tanto sería conveniente tomarlas con anterioridad, es decir su función es protectora pero actúan mejor desde la prevención. Hay aproximadamente quince sustancias fundamentales en nuestra dieta habitual:

Carotenoides: Son pigmentos que aportan los colores amarillo y rojo característicos de muchas frutas y hortalizas, también están en las hojas verdes oscuras. Ayudan a la salud de la piel, a la salud cardiovascular y ocular, además tienen propiedades antitumorales y el efecto antioxidante puede proteger la salud del esperma en el hombre.

Inhibidores de enzimas: Son inhibidores de la digestión, en legumbres semillas y cereales.Tienen efectos anticancerígenos.

Polifenoles: Dan el color y aroma en frutos rojos, verduras, cebolla y hay dos grupos importantes los flavonoides y los ácidos fenólicos. Destaca su acción antioxidante frenando el envejecimiento ademas de sus propiedades antiinflamatorias y antialérgenicas protegiendo nuestro sistema inmunológico. También aumenta la actividad de la vitamina C gracias a ello se produce naturalmente vitamina C y no su cuerpo.

Fitoestrógenos: Son sustancias similares a hormonas en legumbres cereales y lino. Actúan como estrógenos y sirven sobre todo para reducir los síntomas de la menopausia.

Fitoestéroles: Son sustancias similares al colesterol, aceites vegetales prensados en frío como los contenidos en las nueces. Su principal la propiedad es que bloquean la absorción del colesterol a nivel intestinal pero también ayudan a reducir la hipertensión, mejoran nuestro bienestar general, estreñimiento y también previenen enfermedades cardiovasculares como consecuencia de reducir el colesterol.

Saponinas: Son las sustancias amargas contenidas en soja, guisantes, judías verdes, espinacas, que tienen una función sobre las mucosas digestivas para digerir determinadas sustancias. Su estructura molecular es muy parecidas a las de las hormonas esteroides del cuerpo, como estrógenos y testosterona, por tanto mejoran el entorno hormonal de nuestro cuerpo, pero además tienen propiedades diurética, expectorantes, antiinflamatorias, antioxidantes, cardioprotectoras y adaptógenas.

Sulfitos: Son sustancias picantes y aromas en puerros ajos y similares. Con grandes propiedades antioxidantes y antibacterianas.

Terpenos: Aromas y esencias en especias y hierbas como el romero y el tomillo. Se usan también en aromaterapia por sus propiedades medicinales como sedante, calmante y efectos adaptógenos.

Glucosasinolatos: Son sustancias picantes y aromas, están en todas las crucíferas, coles y rábanos. Tienen propiedades rubefacientes, antiinflamatorias y  anticancerígenas.

 

Principales funciones de los Fito elementos secundarios.

  • Protección frente al cáncer todos ellos especialmente las crucíferas.
  • Protección frente a las infecciones especialmente el ajo el romero y el tomillo.
  • Inmunidad, especialmente las verduras de hoja verde los cereales, el ajo y la cebolla.
  • Regulan el nivel del colesterol, sobre todo la avena, el ajo, las legumbres, manzanas y nueces.
  • Efecto antioxidante como el ajo, zanahoria, cítricos o fresas.
  • Disminuyen la tensión arterial como el ajo y el apio.
  • Función de anticoagulación y antitrombótico especialmente el ajo la cebolla los cítricos la manzana y el té verde.
  • Reguladores de la glucemia, como los inhibidores de enzimas y todo aquello que contenga fibra y en especial los terpelnos.
  • Función antiinflamatoria en especial los poli fenoles y sulfitos.
  • Mejora de la digestión como los sulfitos y las fibras.

 

 

Angel Salazar

Kinepharma

  • Español
  • Francés
  • Italiano
  • Portugués, Portugal