Tratamiento de heridas con aceites esenciales

Casi todos los aceites esenciales son antisépticos, y en por tanto valiosos para limpiar y tratar heridas, pero algunos resultan más notables para este cometido. Varios de ellos ayudan también a promover la regeneración de los tejidos y a quitar el dolor, así que por ello una combinación de estas propiedades en un aceite hará de este ideal en el tratamiento de las heridas.

Otra propiedad fundamental que es necesaria para esta función, es que el aceite no dañe o irrite la zona expuesta, algunos aceites antisépticos más poderosos son más adecuados para lavar la zona, hacer vaporizaciones etc, que para aplicar directamente a la herida.

Estas características, hacen que nuestra elección se reduzca un pequeño número de aceites, pero dado que cualquiera de ellos es un regenerador realmente poderoso, no supone ninguna desventaja. La lavanda se ha utilizado con este propósito durante miles de años, por algo su nombre deriva del latín “lavare” que significa lavar, dado que se empleaba para lavar las heridas y en aquella época.

La mirra fue empleada de modo similar por los griegos antiguos, y el árbol de te peses a su introducción relativamente reciente en Europa tiene una larga historia de uso por parte de los pueblos aborígenes de Australia.

Tratamiento

Lo primero que debemos hacer es tocar la herida, terapia de localización en la misma (TL), fijamos el AR. Ahora buscamos con un kit de aceites esenciales que sustancia (aceite esencial, vegetal, hidrolato o extracto). Seleccionamos aquel que nos elimine ese AR y nos sea prioritario y suficiente.

Este aceite esencial puede utilizarse directamente sobre las heridas menores, pícara por momento, pero estos pasa rápidamente. El método más seguro que evita tener que tocar la herida es el de poner unas pocas gotas del aceite sobre una tirita y poner luego está sobre el corte.

Para lesiones más grandes poner el aceite esencial sobre un trozo de gasa y con cubrir la herida con él, pero cuidado si la herida es muy grande recurrir a ayuda médica. Si tienes alguna duda, especialmente si los bordes de la herida deben ser unidos con uno o más puntos, podeis utilizar el aceite esencial como primera auxilio, pero lo correcto será llevar a la persona lesionada a centro de asistencia médica lo antes posible.

Hay muchos otros aceites esenciales adecuados para tratar las heridas incluyendo de benjuí, bergamota, manzanilla, eucalipto, enebro y romero pero la lavanda y el árbol son los más importantes y útiles habitualmente, quedando la mirra en reserva para cualquier herida que tarden regenerarse especialmente si supura.

Ángel Salazar Magaña (angelsalamag@gmail.com)

Kinepharma.

Leave a comment

You must be logged in to post a comment.

  • Español
  • Francés
  • Italiano