Diátesis en kinesiología

Hablamos de diátesis al referirnos a una predisposición particular de una persona a padecer con frecuencia ciertas manifestaciones de enfermedad. También podemos definirlo como “un estado morboso de transición entre la salud y la verdadera enfermedad”. Es por tanto una etapa intermedia entre los trastornos funcionales (que no llevan consigo lesiones en los órganos) y las lesiones orgánicas.

La afección en este momento, es por lo general, reversible pero su sintomatología suele ser tal, habitualmente, que no puede encuadrarse en ninguna clasificación más ortodoxa.

En este punto es donde la intuición del terapeuta es fundamental, ya que éste debe profundizar en los trastornos vividos, la herencia y otros factores. No hay enfermedades con fronteras a estos trastornos funcionales múltiples. En estos casos se suele trabajar con oligoelementos, con el objetivo de regular y reforzar las defensas para ayudar a recobrar el equilibrio perdido.

Su acción es marcada sobre todo en los trastornos crónicos, entendiendo este estado como aquel que se instaura después de varios años sin tomar las medidas adecuadas. Por ello no podemos pensar en una rápida recuperación de días o semanas y además de oligoelementos necesitaremos otros elementos.

Determinación de una diátesis

Es fundamental saber:

  • Historia clínica: Síntomas funcionales y lesiones, comportamiento físico-psíquico e intelectual y evolución patológica.
  • Exploración (anamnesis): completa y pruebas complementarias. En la práctica es raro encontrar individuos pertenecientes a una diátesis solo. Existe generalmente conexión entre dos diátesis, aunque predomine una de las dos. También se puede evolucionar de una diátesis a otra. Por ello hay que marcar la cronología exacta de los síntomas, relacionando las circunstancias que se daban cuando se manifestaron, para así establecer la relación y evolución de las diátesis en el paciente. Esto nos permitirá establecer la terapia adecuada, antes de que evolucione la enfermedad a un estado crónico.
  • Datos base. Entre otros datos se toman los siguientes:

-Alergias.
-Afecciones no alérgicas.
-Adenopatías (urticaria, edema de quinke etc).
-Problemas en la piel.
-Tipo de artritis/artrosis o dolores musculares/articulares.
-Problemas internos.
-Tipo de astenia: descanso, sueño, fatiga.
-Biotipo: pícnico, atlético, leptosómico.
-Tipo de mano: metal, madera, fuego, agua, tierra.
-Comportamiento preponderante: psíquico, físico, intelectual.

Clasificación de la diátesis.

Se clasifican según su PH y su potencial de óxido-reducción. También en jóvenes (1 y 2) y viejas (3 y 4). Las primeras presentan signos de vitalidad y capacidad de autodefensa orgánica y psicológica y las segundas presentan desgastes de los sistemas de defensa y de las estructuras del organismo. Un kit de testaje básico , nos ayudará a ir viendo trastornos y aspectos del paciente, como PH que nos facilite determinar su clasificación.

Diátesis 1. Acida-reducida, artrítica-alérgica o hiperreactiva, joven, oligoelemento el Manganeso, Madera (hígado, vesícula biliar), sistema hepato-biliar. Sus síntomas son:

  • Alteraciones alérgicas no infecciosas.
  • Alteraciones cardio-vasculares.
  • Alteraciones genitales femeninas.
  • Alteraciones digestivas.
  • Alteraciones tiroideas: hipertiroidismo.
  • Alteraciones reumáticas. Artritis dolorosas.
  • Alteraciones neurálgicas difusas.
  • Comportamiento físico predominante: Astenia matinal que mejora hasta el atardecer.
  • Comportamiento intelectual predominante. Memoria y concentración selectiva.
  • Comportamiento psicológico predominante: Optimismo, hiperactivo, irritable, emotivo.
  • Oligoelementos complementarios: fosforo, iodo, azufre.
  • Evoluciona por empeoramiento a diátesis 3.

Diátesis 2. Acida-oxidativa, artroinfecciosa-hiposténica-hiperreactiva, joven, oligoelemento el Manganeso-Cobre, Metal (pulmón, intestino grueso), sistema pulmo-intestinal. Sus síntomas son:

  • Patología crónica pulmonar.
  • Alteraciones urinarias.
  • Alteraciones piel.
  • Alteraciones genitales femeninas.
  • Alteraciones digestivas.
  • Alteraciones tiroideas: hipotiroidismo, frío.
  • Alteraciones linfáticas, inflamaciones.
  • Alteraciones óseas.
  • Comportamiento físico predominante: La astenia llega progresivamente durante el día.
  • Comportamiento intelectual predominante. Dificultad para concentración, peor por la tarde.
  • Comportamiento psicológico predominante: Tranquilos, equilibrados, tristes, autocontrol.
  • Oligoelementos complementarios: azufre, cobre, flúor.
  • Evoluciona por empeoramiento a diátesis 4.

Diátesis 3. Alcalina-reducida, distónica-neuroartrítica, vieja, oligoelemento el Manganeso-Cobalto, Fuego (intestino, arterial), sistema intestino-arterial. Sus síntomas son:

  • Alteraciones cardiocirculatorias.
  • Crisis de reumatismo.
  • Alteraciones de la piel.
  • Alteraciones genitales.
  • Alteraciones digestivas.
  • Comportamiento físico predominante: Astenia todo el día, peor antes de las comidas.
  • Comportamiento intelectual predominante. Agotado tras concentración, pérdidas de memoria.
  • Comportamiento psicológico predominante: Torpeza física y psíquica en ansiedad.
  • Oligoelementos complementarios: fosforo, cobalto, magnesio, potasio, azufre y litio.
  • Evoluciona por empeoramiento a diátesis 1.

Diátesis 4. Alcalina-oxidad, anérgica, vieja, oligoelemento el Cobre-Oro-Plata, Agua (riñón, vejiga), sistema renal. Sus síntomas son:

  • Infecciones agudas severas y recidivantes.
  • Alteraciones óseas.
  • Alteraciones de la piel.
  • Alteraciones digestivas: hemorrágicas, crohn.
  • Accesos febriles inexplicables o periódicos.
  • Déficit del sistema inmune: leucemias, cáncer.
  • Comportamiento físico predominante: Disminución de vitalidad, astenia global y profunda.
  • Comportamiento intelectual predominante: No coordina ideas, no recuerda lo leído, indiferencia.
  • Comportamiento psicológico predominante: Pesimismo constante, desinterés, depresión.
  • Oligoelementos complementarios: litio.
  • Evoluciona por empeoramiento a diátesis 1.

Diátesis 5. No es una diátesis en sí. Se llama síndrome de desadaptación en mutación. Sistema bazo-estómago-páncreas. Puede hallarse asociada a cualquiera de las otras y acelerar su evolución a alteraciones crónicas lesivas.

Se caracteriza por alteraciones funcionales endocrinas e hipofisiarias, que pueden estar asociadas a:

  • Carácter cíclico o periódico asociado al estrés y a los ritmos biológicos endocrinos.
  • Alteraciones hipotálamo-pancreáticas ó suprarrenales o genitales.

Por tanto habría dos tipos:

Síndrome  Hipofiso-suprarrenal o genital, Yin, utilizaríamos como oligoelemento el Zin.Cobre.

  • Presenta astenias cíclicas indefinidas.
  • Niños con retraso intelectual y físico.
  • Disfunciones genito-sexuales de causa tóxica.

Síndrome Hipotálamo-hipófisis-pancreático, Yang, utilizaríamos como oligoelemento el Zinc-Niquel-Cobalto.

  • Presenta astenias cíclicas definidas con la ingesta alimentaria.
  • Niños con obesidad y enuresis diurna y nocturna.
  • Obesidad crónica con hiperglucemia.
  • Diabetes y predisposición diabética.

Ambas presentan:

  • Alteraciones digestivas.
  • Comportamiento intelectual predominante: Sensación de cabeza vacía, imposible concentrarse.
  • Comportamiento psicológico predominante: Astenia con episodios depresivos y de excitación.

En próximos artículos veremos como tratar desde el punto de vista kinesiológico  las diferentes diátesis,

Ángel Salazar (angelsalamag@gmail.com).

Kinepharma.

1 Comment

Leave a comment

You must be logged in to post a comment.

  • Español